El Slow Market y sus banderas de lucha contra lo masivo y lo desechable

27/12/2018 / Autor: Innovacion.cl

La plataforma chilena The Product Culture trata de instalar el término de slow market, además de dar visibilidad a los artesanos y sus productos en su página de comercio electrónico, con el objetivo de facilitar al consumidor la búsqueda de este tipo de artesanía local y única.

La sociedad industrial de finales del XIX instaló un sistema de producción basado en el aumento de la productividad bajo la gran demanda, lo que llevó a pensar en un modelo donde había que producir más en el menor tiempo posible, dejando de lado la creación artesanal en favor de artículos rápidos y poco originales.

No obstante, desde hace un tiempo, se está instalando el término slow market para luchar contra un estilo de vida acelerado, tratando de valorar el tiempo y sobre todo los procesos de creación.

De esta forma, se está comenzando a revalorizar el trabajo de los artesanos ya que los gigantes industriales han ido desplazado a los pequeños productores de comunidades, valorando cada vez más las técnicas tradicionales y los trabajos manuales y únicos, realizados por personas y no por máquinas que generan el mismo producto para miles de usuarios.

El movimiento de slow market propone de esta forma que se entregue más valor al proceso de realización que al fin mismo, entendiendo así que el proceso es tan importante como el resultado final de una obra.

Cada vez se adhieren más personas a este movimiento que plantea volver a lo primario y rechaza la cultura de lo desechable, entendiendo que la espera es parte intrínseca del proceso creativo de una obra.

Actualmente, los slow makers ya no se trata solamente de artesanos que trabajan con técnicas ancestrales, sino que son personas comunes que integrar en sus procesos de creación tanto elementos antiguos como conocimientos modernos, abordando técnicas e intereses diferentes pero con un denominador común: un trabajo manual y personalizado.

Este término está siendo instalado no solamente para artesanías de productos, sino para muchos otros aspectos que luchan contra el consumismo masivo y rápido, como por ejemplo el slow food, contra la comida rápida, la moda slow, contra las cadenas de ropa de poca calidad y masivas, o incluso los hogares slow, que llaman a la primacía de contratistas independientes y a hacer un buen uso del espacio y la ubicación.

The Product Culture

Dentro de esta nueva tendencia slow market se inserta The Product Culture, una comunidad de venta online nacida en Chile que reúne a destacados exponentes de diseño y fabricación local y que ayuda a la difusión de sus productos y de esta nueva cultura de consumo.

“Nos enfocamos en las áreas predominantes del mercado como el textil, cerámica, mobiliario e iluminación entre otros, de esta manera podemos ofrecer una vitrina completa e interesante reuniendo la oferta atomizada del mercado bajo un mismo sistema de venta”, comenta  Javier Henríquez, fundador y CEO de The Product Culture.

Actualmente cuentan con más de 30 creadores dentro de su comercio electrónico, ayudándoles a generar visibilidad y a instalar el concepto de slow market y de su movimiento en la sociedad.

Además explica que con la creación de esta herramienta, los productores pueden externalizar su servicio de venta online, para así dedicarse al proceso de producción en lugar de tener que ocuparse del despacho, difusión y comercialización.

Henríquez agrega que “reunimos la amplia oferta de productores locales en un solo lugar, generando una comunidad integral. Para la selección de ellos nos basamos en una exhaustiva curatoría prefiriendo objetos innovadores, de mayor valor simbólico y práctico, que contengan un sentido tradicional-contemporáneo por el oficio y la manufactura local”.

Así, ante la tendencia actual de preferir cosas hechas a mano con una historia que contar, se proponen como una plataforma que reúne de forma sencilla varios artesanos, ya que según los creadores de esta iniciativa, es difícil para el consumidor acceder a estos productos, ya que la búsqueda es difícil y hay que contactar a los creadores por separado para cotizar y comprar, algo que cambia con esta iniciativa.


Escrito por Raquel Lop. Imagen principal cortesía de Photo by Krzysztof Niewolny / Unsplash

TAGS: Artesanía / consumismo / slow market / The Product Culture

27/12/2018 / Autor: Innovacion.cl

OCULTAR COMENTARIOS